martes, 20 de diciembre de 2011

La Navidad comienza con el calvo de la Lotería

Abres los ojos, todavía en la cama, y te das cuenta que es 22 de diciembre porque el canto de un niño recitando una lista de números suena a través de la televisión o la radio. "¿Habrán dado ya el Gordo?", piensas. Hay premios que son muy mañaneros. Es 22 de diciembre porque tu madre ha colocado en esa mesa donde pensabas desayunar varios boletos de la lotería. Es 22 de diciembre porque con todas tus fuerzas, durante unos minutos, le pides a Dios, a la Virgen o en lo que crea cada uno, que por favor te toque, si no pides "El Gordo", solo un poquito... Y sigue siendo 22 de diciembre cuando alguien dice "bueno, al menos tenemos salud". Sí, pero sigo sin poder pagar las deudas!!!!!! Y el resto del día todo el mundo sabe como continúa.

Tengo en mi escritorio un décimo con un número horroroso. De esos que la gente comenta: "Uyyy, ¿qué número más feo? Nunca podría imaginar que saldría". Esta sociedad tan clasista siempre..... Pues bien, yo lo tengo pegado a la factura de mi futuro sofá en la que será mi futura casa. (Empezando la casa por el salón...). Y ahí lo veo todo los días. Quieto. Impasible. Mirando cómo pasan las horas y viendo cómo me desespera mirarlo y saber (probabilidades numéricas me dan la razón) que no me va a tocar y el sofá lo tendré que pagar con mi dinero. 

Pero el 22 de diciembre sigue siendo especial. El calvo de la lotería consiguió unir a una generación de niños que sabíamos que no era Navidad hasta que ese señor no aparecía en la tele. Y una cosa más: no se han vuelto a hacer anuncios de la Lotería como los que hacía ese señor. Que, por cierto, se llama Clive Arrindell y ahora da clases de inglés en la Universidad Internacional Valenciana online. ¡La de vueltas que da la vida!


En fin, el próximo jueves 22 de diciembre, los niños de San Ildefonso estará nerviosos esperando su turno para salir a cantar los números, mientras el resto de los españoles seguiremos como si fuera un día normal, pero con el rabillo del ojo mirando por si la suerte llamara a nuestra puerta. 

Aunque es probable que alguno ya le haya tocado, ¿no, señor Rajoy?

PD: Según cuenta la noticia, a este futbolista del Alcoyano le despiden por poner en su muro de Facebook (si es que los carga el diablo): "Limpiando la casa y haciendo la maleta, que mañana vuelvo a mi casa y como me toque el gordo va a volver su p... madre". No sé si el  muchacho será despedido sólo por el comentario o porque no rinde en su trabajo, como argumentan desde el equipo, lo cierto es que ¿quién no ha dicho o pensado eso alguna vez? Es sólo un sueño, ¿o es que ya la gente ni si quiera puede soñar? 

jueves, 15 de diciembre de 2011

Estrenos de cine y un cómic

Os dejo los links de las críticas que he hecho para la web El Séptimo Arte con los que colaboro y donde he conocido a muy buenos amigos, de las películas que se estrenan mañana y que he ido a ver esta semana.

Alvin y las ardillas 3: ¡Fiesta en alta mar! Todo está dicho ahí. Prefiero olvidarla...

Maktub Es un cuento de Navidad muy bonito.

Perros de paja Esta la vimos mi amigo y compañero Juan Pairet y yo y él se ha encargado de hacer la crítica ya que ha visto la que Dustin Hoffman protagonizó allá por 1971, pero os la recomiendo porque hacía mucho que una película no me hacía pasar tanta tensión en la butaca.

Si queréis ver todas las críticas de las pelis que se estrenan mañana, pasaros por la web, pero os aviso, quien entra, se enamora de esa web.

PD: En relación con el post de ayer "Momentos de lucidez", quería dejaros otra frase de esas que se quedan rebotando en tu cabeza y que tiene que ver con el tema. Pertenece al cómic "Píldoras azules" del ginebrense Frederik Peeters, un hombre que se enamoró de una mujer seropositiva cuyo hijo también estaba contagiado. Es la historia de ese amor y ayuda a romper barreras y tópicos sobre el VIH. Ganó el Premio Jules Töpffer de la Villa de Ginebra en 2001 y estuvo nominado al Premio Alph'Art al mejor álbum del Salón de Cómic de Angoulême en 2002.
"Confórmate sólo con apreciar a tiempo las cosas que tienen un final".

miércoles, 14 de diciembre de 2011

Momentos de lucidez

La vida, ese pequeño camino lleno de baches en los que nos caemos una y otra vez. ¿Al final, para qué? No, no es momento de ponerse filosófica ni de intentar buscar un sentido. Pero, ¿qué esperamos de ella? Si es que se puede esperar algo.

En menos de 24 horas me han ocurrido tres sucesos que me han hecho pensar. Aunque tengo la convicción de que si pensara menos, las cosas me irían mejor.

1.- Ayer, Pablo Motos en su programa habló de Rick Elías y una charla que ofrece titulada "Las tres cosas que aprendí mientras se estrellaba mi avión". Si eres capaz de pensar tres cosas en ese momento y acordarte luego, eres un crack. Os dejo el vídeo. La frase que me hizo pensar fue: "La vida cambia en un instante". Sí, todos somos conscientes de ello.......... ¿de verdad somos realmente conscientes?



2.- Por la noche, como siempre, me pongo a leer un libro. En este caso "El aviso", de Paul Penn. Llevo poco, pero os lo recomiendo porque engancha desde el principio. En su página 43 hay una frase que resuena en mi cabeza: "Los dos desearon que aquella noche no perteneciera en realidad a sus vidas". El eterno pensamiento de cerrar los ojos y que cuando los abra nada de lo que ocurre sea cierto.

3.- Y, por último, esta mañana fui al pase de prensa de una película que se estrena este viernes: "Maktub". No, no os voy a revelar qué significa. Id a verla y lo descubriréis. En verdad se estrena en un momento propicio, la Navidad, pero es una belleza con la que, además, te ríes. Se trata de vidas que se cruzan y donde hay un niño de por medio que tiene cáncer. El final, podéis imaginarlo.

Después de que me ocurriese todo esto en menos de 24 horas me pregunté: "¿qué coño estoy haciendo con mi vida?". Seguramente responderé a esa pregunta y haré un balance "a toro pasado" como se suele decir. A día de hoy sólo sé que paso la mitad del tiempo pensando en esta pregunta y ¿la verdad? Creo que debería dejar de pensar tanto. Al fin y al cabo, la vida está para vivirla, ¿no?

PD: "La Navidad está para que las familias se peleen", Amparo Baró en "Maktub".

martes, 13 de diciembre de 2011

La Historia la cuenta Alatriste

Si hoy escribo esta entrada después de haber acabo de leer el último libro de Arturo Pérez-Reverte es porque me apetece. Pensé comentar algo en twitter, pero 140 caracteres se me quedaban cortos. Hace una semana podría haberlo metido en una sección que empecé sobre libros en el periódico local "Al cabo de la calle", pero resulta que han decidido prescindir de mis servicios hasta enero, dicen ellos. Así que siempre me quedará mi blog, ese lugar fiel al que debería prestarle la atención que realmente se merece. Pero podéis estar tranquilos, no voy a alabar la figura de Pérez-Reverte, aunque puede que sí la de Alatriste. Por una sencilla razón: me cae bien. Creo que es un personaje bien creado, con un pasado argumentado y protagonista de la historia de este país (tan patrióticos que somos aquí). Un personaje de esos que te gustaría conocer en la vida real.

Descubrí los libros de Arturo Pérez-Reverte hace años. El primero que leí fue "La piel del tambor" y sigue siendo mi preferido. Me podréis argumentar que tiene muchos mejores... sí, correcto, pero ese libro hizo que me enamorara literariamente hablando de su autor. Cualquiera que utilice la ciudad de Sevilla como escenario probablemente me caiga bien, pero Pérez-Reverte no es cualquier autor. Pero volvamos a Alatriste, que he dicho que no iba a alabar al autor. Si me hicieran esa estúpida pregunta de qué querrías haber sido si hubieses vivido en el siglo XVII, respondería que hombre (seamos sinceros, mujeres en esa época, dos de cada tres eran putas) y amigo de Diego Alatriste. ¿Por qué? Porque no he conocido a un personaje tan fiel como él. Podría deciros que es valiente, osado, sagaz... papanatas. No hay adjetivos en este siglo para describirlo. Todos los que de verdad significaban algo y la gente les daba el valor que tenían, se han perdido. Alatriste es ese personaje parco en palabras, pero capaz de decírtelo todo con una mirada. Que sabe de la vida y de lo perra que puede llegar a ser. Tiene heridas externas, pero las que más le duelen son las internas. Pero con todo esto, sabe cuál es su trabajo y para lo que ha venido a este mundo.

Imagino lo difícil que debe ser para Pérez-Reverte escribir cada nueva historia de un personaje tan minuciosamente estudiado. Tan real que sea capaz de ponerse en la piel de su creador e ir susurrándole sus aventuras, y eso que la historia la cuenta Íñigo Balboa, el hijo de un compañero militar al que Alatriste instruye. Alatriste no es sólo un personaje creado por un autor, es la Historia de un hombre contada por alguien que le conoce bien y que sabe de lo que habla. Dos antiguos veteranos de guerra (autor y personaje) que se preguntan con cada nuevo amanecer qué les deparará el día.

martes, 22 de noviembre de 2011

Tenemos lo que nos merecemos


1.309.000 espectadores en un fin de semana, en tan sólo tres días. Esa es la cifra de gente que ha ido a ver al cine "Amanecer. Parte 1", la nueva entrega de la Saga Crepúsculo. Con una recaudación de 8.600.000 euros. Tenemos el cine que nos merecemos. ¿Dónde está la gente que no va al cine porque no "hay nada interesante" que ver o porque el cine está muy caro? ¿Y aquellos que dicen que el cine español es una mierda y nadie va a verlo? Solo mencionar una: "Primos", de Daniel Sánchez Arévalo. Una película española estrenada a principios de año de una calidad que muchas quisieran alcanzar. Es española, con muy buenos actores como Antonio de la Torre o Raúl Arévalo. Pues en los dos o tres meses que estuvo en pantalla, (y dos ya me parecen mucho para una película española), fueron a verla 560.221 espectadores (vía: Ministerio de Cultura) y sinceramente, me parecen muchos para cómo está el cine español.

Que nadie malinterprete mis palabras. No estoy criticando a la gente que ha ido al cine a ver "Amanecer". Es una opción más de la cartelera, como otra cualquiera. Lo que de verdad me indigna es que la gente hable tan a la ligera de que el cine español no tiene calidad cuando no lo van a ver, cuando no le dan una oportunidad. Directores e historias hay un montón, pero hay que saber elegir. Existe algo que se llama "criterio", un juicio que decide lo que se debe hacer o lo que no, las historias que se deben llevar al cine o las que no. Una pregunta que vale para muchos casos y también para este: ¿era necesario adaptar la Saga Crepúsculo al cine? ¿Para quién?

Me alegro de que la gente haya ido al cine, pero que la misma oportunidad que le dan a una película, se la den a otra.

PD: "5 metros cuadrados", película española en la que intervienen Fernando Tejero y Malena Alterio y que obtuvo cinco premios en el pasado Festival de Málaga, lleva una semana en cartel y sólo han ido a verla 24.588 espectadores.
Sólo me sumo a la indignación que Fernando Tejero  comentó en su cuenta de Twitter:

jueves, 17 de noviembre de 2011

El coche del exalcalde


Ahí lo tenéis, el coche del ex alcalde Pedro Castro. Un Audi A8 expuesto para que el pueblo vea el arma del "delito". Sale a subasta por 15.630 euros, cuando el actual alcalde Juan Soler lo cifró en 120.000 euros. Estará en la plaza del Ayuntamiento durante 10 días, parece ser que incluido el #20N (por ahora, esas son las informaciones). ¿Dejarlo ahí durante ese día no es hacer demagogia? Bueno, en realidad, exponerlo en época de elecciones, quizás no es la mejor manera de hacer política. Pero ya se sabe, el poder no conoce fronteras.......

La dura vida de un político en España

Asamblea de Profesores en Getafe, con la asistencia de los representantes de todos los grupos municipales y  profesores. No, el del medio no es Papá Noel. 


Qué complicado es ser político en España. Un político no es dueño de su agenda, sino esclavo. Además, siempre hay alguien que, amablemente y por un módico precio, te lleva y recuerda las citas diarias. Los políticos trabajan durante muchas horas asistiendo a congresos, a actos del partido político al que están afiliados, plenos de Ayuntamientos, Congreso de los Diputados, etc… Siempre con esos maletines ¿regalados o prestados? a rebosar de papeles e informes que, si no fuera por ellos, el populacho no entendería o llegaría a saber de su existencia. Y tantos, y tantos papeles que esconden para salvaguardar nuestra seguridad.

Los políticos en España tienen un margen para “portarse mal”. Ellos lo saben y como buenos conocedores lo utilizan a sus anchas. Unos más y otros menos, y si se abusa pueden llegar a adquirir el grado de “imputado” y en una segunda fase “corrupto”, pero no pasa nada, porque en España sabemos que la política no es fácil. ¿Somos exigentes? Sí. ¿El hombre no comete errores? Por supuesto que sí. Por eso los dejamos en el poder varias legislaturas. Nunca podríamos hacer lo que ocurre en otros países, , donde por una pequeña sospecha de corrupción, destituyen a un político. ¿Dónde queda la posibilidad de pedir perdón o resolver un problema? En España dejamos a los políticos hacer a sus anchas, porque para eso han estudiado una carrera que se llama Ciencias Políticas, no?

Los políticos tienen unos ángeles de la guarda llamados “responsables de prensa”. Ellos/as son los encargados de que cualquier persona o medio de comunicación no pueda acercarse a él sin antes haber pasado una especie de chequeo sobre lo que se va a hablar. Pero aún así, hay políticos valientes que se atreven a presentarse delante de un auditorio, con gente que puede que no piensen como él. Pero los políticos en España son osados y todos tienen una especie de sexto sentido que utilizan cuando se encuentran perdidos y es acudir a su programa electoral para irse por los cerros de Úbeda, sin contestar plenamente a una pregunta un tanto incómoda, alegando que lo estudiarán y se reunirán con quien haga falta. ¿Son o no son considerados?

Los políticos en este país necesitan dinero para sobrevivir, como cualquier humano. Los políticos en España tienen un trabajo en el que han hecho prácticas desde muy jóvenes, con contratos precarios y llegan a su puesto con una larga experiencia laboral. Los políticos son un estrato superior en la sociedad y no quieren desvelar el secreto de cómo se llega allí, no vaya a ser que dejen de ser intocables. Los políticos a veces se olvidan del pueblo, pero no pasa nada, porque en este país seguimos aceptando las reglas del juego  ya que las imponen ellos, no?

domingo, 9 de octubre de 2011

Mi manera de vivir

Supe que quería escribir cuando tenía 14 años. Leía revistas, periódicos, libros… todo lo que cayese en mis manos. Tenía mis escritores preferidos y con el tiempo lo siguen siendo. Se convirtieron en modelos a seguir y la mayoría eran periodistas. Supe que no quería estudiar otra cosa que no fuera Periodismo. Conseguí terminar la carrera y durante cinco años seguí amando lo que estudiaba, aunque creo que más de una asignatura no valía para nada. Durante ese tiempo tuve la suerte de hacer prácticas en medios de comunicación importantes que me ayudaron a amar mucho más esta profesión. Que me enseñaron que el camino se hace día a día y con esfuerzo. Donde vi que la calle es la mejor escuela. Habrá días malos, pero el amor que se siente por el Periodismo es incondicional. Por mucho daño que haga, sigues ahí, al pie del cañón, buscando, investigando… por los demás y por ti. He conocido a gente impresionante, buenos profesionales y mejores personas. Gente que no le teme a nada y que sabe lo que significa la palabra Periodismo, algo que muchos, profesionales del medio y usuarios, han olvidado o nunca llegarán a conocer.

He llegado hasta donde estoy por amor a una profesión, a una manera de vivir, poco valorada y menos tomada en cuenta. Viviré la mayor parte del tiempo entre contratos basura o de colaboradora, pero nunca dejaré de amar y de luchar por aquello en lo que creo y nunca podré decir que el periodismo es una de las peores profesiones. No lo es. Ser periodista es mirar a la vida de frente e ir saltando cada uno de los obstáculos que encuentras en el camino aunque no veas nunca la meta, pero disfrutas a cada salto que das. 

lunes, 12 de septiembre de 2011

Tic, tac, tic....



Cuando después del "tic" no oyó el "tac" de la aguja del reloj, supo que el tiempo se había detenido. Esas cosas se notan y durante unos pocos minutos fue consciente de ello. Vio pasar su vida por delante de sus ojos, lo que había hecho y lo que nunca se atrevió a hacer. Era incapaz de decir si estaba de pie, tumbada, sentada o levitando. Sólo sabía que lo que estaba viendo le gustaba, pero de repente se acabó, tan rápido que no le dio tiempo a parpadear.

El reloj se detuvo demasiado pronto y lo peor es que nunca fue consciente de que se movía y el tiempo pasaba.

Lo olvidó todo mientras lo miraba, quién era y lo que había vivido y cuando quiso acercarse al reloj para verse, la esfera ya no le devolvió su reflejo.

miércoles, 7 de septiembre de 2011

Dime qué transporte público tienes y te diré cómo eres...

Ayer leí una noticia sobre las quejas de los usuarios del metro de Madrid. Según la información “sufrimos en silencio” el incivismo de algunos que creen que la palabra “público” les da la libertad de hacer a sus anchas. Pues sí. En verdad sí que sufrimos y callamos, y hacemos tremendamente mal, por nosotros y por la educación de quien está perturbando nuestra paz, si es que a ir en metro, cercanías o autobús se le puede llamar paz. Vivir en esta ciudad es complicado y creo que es porque estamos acostumbrados a un ritmo de vida demasiado rápido. Cuando más se ve es cuando nos vamos de vacaciones: nos relajamos, andamos despacio, miramos el paisaje… pero es llegar a esta gran urbe y el cuerpo te pide, instintivamente, que aceleres tu ritmo, que hagas lo mismo que hacen los demás. Por eso creo que gran parte de la gente es poco educada, los demás callamos esas infracciones (también porqué no sabemos muy bien cómo quejarnos, dónde y a quién) y llegamos al punto de estresarnos cuando se coge el transporte público.  

Pero no todo tiene sólo un lado negativo. Ser madrileño y usar el transporte público tiene sus ventajas. Tenemos los reflejos más agudizados, si no quieres que el pasajero que no puede esperar a que tu salgas del tren te disloque un hombro, ya podemos estar espabilados. Desarrollamos el oído y somos capaces de oír la música y reconocer al grupo del pasajero que está cuatro asientos al otro lado. Al igual que nuestro cerebro puede estar en dos conversaciones: la de la persona con la que viajamos y la de quien se cree que por hablar más alto a través del móvil en el suburbano su interlocutor al otro lado del teléfono le va a escuchar mejor. Nadie nos negará que poseemos la destreza de un león para cazar, de otear el horizonte y ver si algún animal más se ha dado cuenta de nuestra presa, el asiento, y todo en muy pocos segundos. Con el tiempo hemos desarrollado esa mirada inculpatoria hacia aquel que no cede su asiento a una mujer embarazada, un anciano o un niño. Podemos llegar a ser muy crueles, despiadados y sólo con la mirada.

Parece ser también, que estamos descontentos con el trato que recibimos de los taxistas de Madrid. No son simpáticos, ni limpios, y un poco careros. Los profesionales del sector se respaldan en que en Madrid se conduce con tensión, con mucho problemas de tráfico y se compite por el cliente. Otra vez las prisas que acompañan a esta ciudad.

Como decía antes, vivir en esta ciudad es complicado. Lo expresó muy bien hace poco Eduardo Verdú en uno de sus artículo, “El alma en suspensión”: “… esta metrópoli que odiamos y nos ama, que nos detesta mientras confesamos no poder vivir sin ella”. Y es así, esta ciudad nos atrapó desde el primer día, con sus prisas y su estrés. ¿¡Qué se puede esperar cuando uno de nuestros emblemas y la última cosa que miramos el último día del año es un reloj!? Si me dieran un papel, escribiría todo lo que quiero cambiar de esta urbe, pero lo rompería antes de entregárselo a nadie y saldría a la calle, a pasear y dejar que la ciudad me lleve por donde quiera que vaya.


domingo, 4 de septiembre de 2011

Noticias que siempre aparecen...

Me gusta imaginar que en las redacciones de periódicos, cada comienzo de año, el director, el redactor jefe y un redactor se juntan en una reunión secreta con un calendario para decidir la ubicación de ciertas noticias que siempre tienen que aparecer: el jabalí que se escapa e invade una autovía, el descubrimiento de unos restos romanos o ese bebé que se cae desde un cuarto piso y no tiene ni un rasguño. Los imagino sentados en una mesa redonda, con la única luz de una lámpara sobre sus cabezas y jugando estratégicamente sobre el calendario para que todos esos eventos extraordinarios no coincidan en el tiempo, para que la gente los asimile y los recuerde y quizás, por un momento, olviden las noticias tediosas sobre el Fondo Monetario Internacional, el PP y el PSOE, etc...

Luego, como quien no quiere la cosa, las van publicando, con sus fotos, sus vídeos… para que nadie se de cuenta, pero, en el fondo, todo es un montaje. Persiguen algo tan sencillo como situar al lector en un tiempo y un momento. Hacer que olviden todo lo que se nos puede escapar de las manos y situarnos en esta realidad, tan sorprenderte y cercana. Esas historias que te cuenta un vecino al que te has encontrado cuando vas a tirar la basura, en un encontronazo casual y que nos hacen reír o ponen nuestro cuerpo en tensión deseando que esa anécdota que nos pone los pelos de punta nunca nos ocurra a nosotros.

Historias que son tan reales como la vida misma y que este pequeño cónclave de periodistas nos recuerda que hay que vivirla cada día. 

martes, 19 de julio de 2011

DE TANTO ESCUCHARLA...

Suele pasar que cuando escuchas varias veces una canción que no te acababa de convencer al principio, le acabas pillando el punto necesario para convertirla en imprescindible. El roce hace el cariño, dicen…

Porque nada es importante
Cuando hacemos los recuerdos
Por las calles de Madrid


¿POR QUÉ VEMOS UNAS SERIES Y OTRAS NO?

¿Qué nos lleva a seguir viendo una serie después de ver el primer capítulo? Sobre todo, ¿qué buscamos cuándo nos decidimos a ver una serie?

Puede ser que nos hayan hablado de ella y, por fin, decidamos verla. O que, por casualidad, la están emitiendo por televisión y nos enganchamos. Con esto hay que tener cuidado, porque no todos los capítulos enganchan. Todos tenemos claro que el primero es el decisivo, el más importante. Todo el grupo (guionista, montadores, realizadores, la cadena de televisión…) se lo juegan a una carta. Si convence bien, si no…

Luego hay series que mejoran a medida que avanza. “Los misterios de Laura” empezó siendo una serie con poca audiencia, de la que se emitieron pocos capítulos durante el verano del 2009 y que, este año, ha conseguido aumentar su público hasta llegar a convertirse en trend topic en twitter con el fin de su segunda temporada.

Todo esto viene a raíz de una serie que he comenzado a ver, que me han recomendado varias personas y que lleva seis temporadas: “¿Cómo conocí a vuestra madre?” (How i met your mother?) No es que el primer capítulo de esta serie sea bueno, es que adictivo. Presenta a los cinco personajes principales (un grupo de amigos a cual más raro) y los conoces desde principio, sabes cómo son y lo que harán y eso engancha. Al final lo que quieres ver es las historias que se les ocurre a los guionistas y cómo las resuelven. Y lo más importante: quieres saber quién es la madre. El anzuelo está echado, sólo queda recoger...

El momento anímico de cada uno también influye para ser captado por una serie (porque recordad que la serie te capta a ti), pero si un formato es bueno tendrá éxito, ya tenga una legión de fans como Juego de tronos o trate temas de moda como los zombies en The walking dead, si tiene algo que la diferencia de las demás, funcionará.

¿Sabéis cuántas “biblias” de series pueden crearse al año? ¿Y cuántas son las que al final triunfan? ¿Cuántas empiezan y son canceladas con 6, 7 ó 8 capítulos?

¿Cuál es esa serie que te enganchó desde el primer capítulo? ¿Cuál es tú serie?

viernes, 10 de junio de 2011

LA VOZ QUE CONMOVIÓ A LA TIERRA DE OZ



No hace falta haber visto la película para conocer la canción y la voz que la canta: Judy Garland. Hoy cumpliría 89 años, pero hace más de cuarenta años que murió. Detrás quedan muchas películas y, entre ellas, El mago de Oz una obra representada en cientos de teatros. Que los zapatos rojos y las baldosas amarillas marcaron a una generación, nadie lo puede negar. Es un clásico, reconocible por todo el mundo, capaz de traspasar generaciones y seguir vigente. Con sólo 17 años, Judy Garland conoció la fama en Hollywood, en un momento en que la Metro Golde Mayer firmaba el contrato para dos películas importantes: El mago de Oz y Lo que el viento se llevó. Quién le ha visto y quién le ve ahora al león de la Metro, con tanta deuda…

Parece un cuento… Judy Garland se casó con el director Vicente Minnelli y tuvieron una hija, la también actriz Liza Minelli que, al igual que su madre, desplegó sus dotes artísticas cantado en Cabaret (1972). Pero el cuento acabó muy pronto…

Sólo quería ponerlo porque creo que hay personas a las que nunca debemos olvidar. Aunque sólo las conozcamos por haber participado en una de las películas más famosas del siglo XX.

jueves, 9 de junio de 2011

PATO DONALD EN ACCIÓN


Hace 77 años que el Pato Donald salió por primera vez en una película de Disney, concretamente en Silly Symphony: The wise little hen. Si veis el vídeo, comprobaréis que Donald ha cambiado bastante desde sus primeros dibujos. El pico tan largo era poco estético.

Lo que tampoco entiendo muy bien es si de verdad estos dibujos nos podían gustar. Son unas canciones, con moraleja incluida, cuyo fin seguramente sólo era que la idea central lleguase al niño, pero podían haber sido más divertidos estos dibujos, ¿no? También os digo otra cosa, a mi me dan el Cinexin con esa película de Mickey en el barco (¿o era un tren?) y soy más feliz que un niño viendo los Gormiti.

En fin, algunos dibujos de la infancia son un poco inquietantes…


P.D: El vídeo no es el original de 1934, evidentemente. Debe ser alguna remasterización para una edición de lujo... esas cosas que suelen sacar de ven en cuando.




miércoles, 8 de junio de 2011

EL @CERDOBANANAS SE PRESENTA EN SOCIEDAD

Soy un cerdo de peluche. Vivía en una caseta como esas de las ferias ambulantes, pero en un sitio con más caché: en Port Aventura. Era el puto premio inferior, el que consigue todo el mundo.

Mi mayor miedo y el de mis compañeros era que la persona que nos consiguiera, nos tirase o nos dejara olvidados en la parte de atrás del coche, cogiendo mierda hasta que un día se acordaran de nosotros y nos echaran a la basura. Lo mío es peor. Me ganó el novio de una neurótica con un trastorno obsesivo compulsivo que tira doscientas veces de la puerta de su casa para ver si está cerrada. Se cree que digo cosas cuando no digo una mierda, pero ella es feliz, que es lo importante.

Me llama “Bananas” por la jodida etiqueta que un gracioso tuvo la ocurrencia de ponerme. Ahora resulta que soy un cerdo 2.0. (¿qué narices es eso?) y tengo twitter. Lo bueno de esta historia imaginaria es que voy a hacer más kilómetros que el “Papa móvil”. Por la tontería de la neurótica ésta, voy a ver mundo.

Para que de verdad comprobéis que esta tía no está en su sano juicio, os dejo una entrevista que me ha hecho. Dice que es periodista, que está en crisis y que tenía “mono” de entrevistar a alguien. No pude negarme. Si sois valientes, continuad leyendo.

¿Se sienten emociones fuertes al vivir en un parque de atracciones?
Era el pu… regalo más fácil de conseguir en una caseta de premios. Emoción, lo que se dice emoción…. NO.

Y ahora que es libre, ¿cómo se siente?
¿Libre? Vivo contigo. Tengo bastante miedo de acabar como tú, hablándole a otro peluche.

Bueno, pero al menos ha salido del parque y va a ver mundo, ¿no?
Eso parece, pero del dicho al hecho…

Pero le advierto de una cosa: España es un país más o menos caro, ¿cómo piensa pagarse los viajes?
Aquí hubo un momento tenso. Ella me miraba, esperando una respuesta. Yo la miré. Me volvió a mirar. La miré otra vez. De repente, se dio cuenta de a quién estaba entrevistando.
Ok.

¿Sabe lo que es twitter?
No, pero me lo vas a contar, ¿verdad?
Es un medio de comunicación muy útil para estar al tanto de las últimas noticias, estar en contacto con gente afín a ti, expresar ideas y opiniones que otras personas también pueden pensar. Creo que se ha abierto ya una cuenta, ¿no?
Me miró. La miré y ahí seguía, mirándome.
Eso parece, ¿no?

¿Por qué cree que la gente debería seguirle?
Porque voy a decir todo lo que la gente piensa pero no se atreve a decir. Hoy estoy aquí, pero mañana me puedo perder, pueden robarme o vete a saber qué más barbaridades. Un cerdo de peluche sabe lo que es el hoy, pero del mañana no tiene ni idea.

Le veo animado con su nueva vida…
Si tú lo dices…

Bueno, creo que como primera entrevista no ha estado mal.
Ah, ¿qué va a haber más? ¿Tú te aburres mucho, no?

Gracias y que sus viajes vayan bien.
Lo mismo digo.


¿Me guardas ya en el bolso o seguimos haciendo el gilipo….?

domingo, 5 de junio de 2011

Viajar a otra dimensión con NUBLA

“Me gusta hacer mis canciones, tirarlas al mundo y que tengan su propia vida.” Quien habla es Nubla (Luciana Carlevaro, Barcelona, 1977), cantante y compositora que ama su profesión. En su último trabajo, Saipán, ha querido recuperar sonidos y melodías de los años 70, 60 y 50. “Los dos primeros discos estaban trabajados con una base electrónica y en esta ocasión me apetecía trabajar más con la banda.”

Descubrir a Nubla es creer y comprobar que hay gente que se introduce en esta industria porque ama la música. Que son capaces de amasar con mimo una canción y hornearla a fuego lento hasta conseguir una melodía y una letra que sean la receta secreta que forma la personalidad de un artista.

Empezó estudiando para ser actriz pero al poco tiempo se decantó por la música. Comenzó haciendo los coros en un grupo catalán, Els Pets y así fue pasando de uno a otro hasta que en el 2006 se decidió a sacar su primer cd, Nubla.

Tres discos personalistas e intimistas la avalan como una cantante con un tono personal. En el anterior, Una maleta y un perro, trabajó con EMI, pero Nubla decidió que en este tercero, Saipán, no lo haría con ellos: “la dirección artística que querían que tomase no era la que yo quería. Decidimos cortar de muy buen acuerdo.”

De camino a Saipán/ hay que cruzar dos o tres océanos. “Saipán” es una isla real que descubrió en el libro “Amrita”, de Banana Yoshimoto. Y “Nubla” es el nombre de otra isla, pero en este caso ficticia. Todo en Luciana es mágico, desde la manera en la que se expresa y habla, hasta las letras de sus canciones. El 22 de junio presenta su disco en el Café la Palma de Madrid.

“Aunque no hiciera discos, seguiría creando música” y eso es lo que hace Luciana cuando no está cantando. Compone para documentales, espectáculos de danza (como en el caso de Imposturas) y colabora con otros grupos como Facto y los amigos del Norte. Hay tiempo para todo.

Deja que Nubla te transporte a otra dimensión, a otro escenario. Cierra los ojos y siente como las luces se van apagando, hasta quedarse casi en penumbras, o como, sentado en una terraza, suena el mar de fondo mientras la magia de Nubla te envuelve con cada palabra.

sábado, 28 de mayo de 2011

LO QUE QUEDA POR VENIR...

Más de un mes sin escribir en el blog. No porque no haya querido, si no porque no he podido. La becaria sigue en crisis y cada vez más aguda. Con los exámenes acabados y un panorama laboral nada esperanzador, las expectativas de esta becaria están por los suelos. Pero que no se diga que “la generación más preparada” pierde la esperanza. De todo se sale.

En la revista histórica en la que trabajo no hay posibilidades de continuar a partir de septiembre, aunque tampoco es que me deprima no poder seguir. Al menos en la situación actual. He aprendido mucho, he conocido a grandísimas personas y grandísimos periodistas, pero de donde no hay no se puede sacar más. Ahora toca buscar algo y no perder las ganas de seguir luchando.

Por si alguien todavía no se ha dado cuenta, algo está cambiando en este país, que como dice el dibujante Aleix Saló, “se va a la mierda” (lectura recomendadísima). Lo importante es que la gente está saliendo (¡¡por fin!!) a la calle. Está reclamando la libertad que se les arrebató y están luchando por un país mejor, para que las generaciones futuras no tengan que padecer la crisis que nos ha tocado vivir. Como diría el Rey, "me llena de orgullo y satisfacción” pertenecer a esta generación de "indignados" que luchan por algo mejor. ¿Conseguiremos algo? Sólo el tiempo lo dirá… pero lo importante es que nunca nos callemos…

miércoles, 27 de abril de 2011

LAM RIM, notas oscuras de calidad


Nuevo videoclip de un grupo que descubrí hace poco, LAM RIM. Me interesé por ellos por la portada del cd, que me pareció simple, pero realmente bonita.

De verdad, escucharlos y me contáis....


NO ES EL 3D PARA EL CINE ACTUAL

O no lo están utilizando de la manera correcta.

Avatar abrió la veda (otra vez) de incorporar el 3D al cine, con la idea de atraer más público y recuperar lo que la piratería les estaba quitando. Y no fue un mal intento. Pero todo lo posterior no ha sabido estar al mismo nivel. Películas como Alicia en el País de las Maravillas, de Tim Burton; Green Hornet, de Michel Gondry o Torrente 4, de Santiago Segura son ejemplos de una mala utilización de las nuevas tecnologías. En Avatar se notaba la profundidad, la tercera dimensión. En las otras, sólo se utiliza para “sorprender” al espectador lanzándole algo.

Una vez me dijo un profesor al entregarle una columna que teníamos que escribir para un trabajo, que tenía ideas de persona mayor. En dicho trabajo le expuse por qué yo creía que el 3D no iba a revitalizar el cine, que no era la salvación. Además, le afirmé que íbamos para atrás, como los cangrejos: si para salvar al cine había que recurrir a la tecnología, ¿en qué papel quedaban las historias, los guiones? El cine no es sólo cuestión de recaudar dinero. El cine vive de lo qué cuenta y cómo lo cuenta. Si, encima, te lo cuentan con unas molestas gafas (a veces enormes) para no mostrarte nada, la gente perderá el interés.

Todo esto viene a raíz del estreno este fin de semana de Thor, basado en los cómic de Marvel. Un film entretenido que parece que sólo buscar recaudar dinero. Como si lo bueno (Los Vengadores) estuviera por venir. Independientemente de que la historia entretenga o no, que cumple su fin, el uso del 3D es nulo. De hecho, a la salida del pase me hablaron de una escena en la que se podía notar el 3D y ni me acordaba de ella. Por no decir que hay momentos en que se ve un poco borroso.

Como aquel día en que escribí la columna para el trabajo, sigo creyendo que no es la solución. O al menos no con la calidad que están utilizando.

martes, 26 de abril de 2011

ESCOGE, el primer salón del cómic en Getafe


Este fin de semana se celebra el primer ESCENARIO DE CÓMIC de Getafe (ESCOGE). Una iniciativa con muchas ilusiones de convertirse en un sitio de interés e importancia para el cómic. Madrid y Barcelona ya tienen sus salones del cómic, pero el de Getafe nace con la idea de ser un espacio más recogido, donde se hable y todo gire en torno al cómic y sus creadores.

Para la ocasión han invitado a dibujantes históricos como Juan López (Jan), el creador del mítico Superlópez y Purita Campos (Esther y su mundo). Habrá exposiciones, la presentación de una nueva revista para niños, Fiz y dos charlas: “Tuve que recurrir al francés para ganarme la vida", con autores como Eduardo Ocaña o Tirso Cons. Al igual que Paco Roca, que este año no puede acudir, muchos otros autores también tuvieron que buscar fortuna en el país vecino para ver convertido en realidad su trabajo. (Por si a alguien le interesa, le hice una entrevista a Paco Roca hace unos meses y hablamos de lo difícil que fueron sus comienzos).

La otra charla se llama “Cómo dedicarse al cómic y no morir en el intento”. Varios amantes del cómic que han invertido para sacar adelante su negocio y cumplir un sueño, contarán lo difícil que es. Entre ellos se encuentra uno de los promotores de este Escenario, David Siles. Tiene una pequeña tienda en Getafe, “Gotham Central”, para pasar allí un buen rato, olvidándote del estrés del día y decidir qué comprar, con las buenas recomendaciones de David.

¡¡¡¡La entrada es gratis y ya está todo preparado para este gran evento!!!!


domingo, 17 de abril de 2011

JÓVENES SIN FUTURO

Me he sentido reflejada en una columna del periódico El País. Adjunto el link por si alguien quiere leerla, pero, resumiendo, viene a decir que los jóvenes españoles, que deberíamos rebelarnos por todo lo que está pasando política y económicamente en nuestro país, tenemos una actitud de pasotismo porque no tenemos la suficiente autonomía “inmovilizados bajo la dependencia de sus familias hasta edades muy tardías”.

Sin Autonomía, por Enrique Gil Calvo

Puede que en parte sea así o puede que no, pero desde luego, muchos, entre los que me incluyo, adoptamos una situación de pasotismo hacia ciertas cosas porque no creemos que las cosas vayan a cambiar. Como dice Stéphane Hessel en su libro ¡Indignaos!, el foco del problema actual es tan disperso y concentrado en varios puntos, que es difícil saber a qué atacar. Un libro bastante recomendado, que ayuda a reflexionar y que anima ferozmente a cambiar las cosas.

Por una parte creo que “Juventud sin futuro” puede lograr alcanzar ciertos retos que se propongan (y así lo deseo), pero por otro lado creo que no van a poder conseguir nada. Quienes deben escucharles, están preocupados de conservar su lugar en el poder y quienes parecen que van a entrar a gobernar, dudo mucho que les escuchen.

Ojalá las cosas cambien, porque el futuro es demasiado incierto, oscuro y sin salida para la juventud.

miércoles, 13 de abril de 2011

TRÁILER, ACTOR, HISTORIA... ¿BUENA PELÍCULA?

Esta semana se estrena una película que me tiene intrigada desde hace varias semanas. El trailer es un trabajo bien hecho: muestra lo que tiene que mostrar sin desvelar nada importante. Y dentro del tema de ciencia ficción que trata, que puede resulta más o menos interesante para el espectador, han elegido las escenas claves para mantener intrigado y despertar cierta curiosidad en el espectador. Pocos trailer se hacen así hoy en día.




La película en cuestión es Código fuente, del director Duncan Jones (Moon). Está protagonizada por el actor Jake Gyllenhaal y éste es la gran baza por lo que me interesa el filme. Le vi por primera vez en Brokeback Mountain, aquella película de vaqueros gays que ganó varios Oscar. En verdad, por aquel entonces me interesaba más por la actuación de Heath Ledger (que había fallecido hacía poco tiempo), mientras que la de Jake, no me llamó la atención. Pero luego me dio por ver un filme que algunos consideran de cultos y otros, entre los que me encuentro, no le ven ni pies ni cabezas a esa historia. Me refiero a Donnie Darko. Impresionante. Es más, soy incapaz de contar de qué va la película, porque me es imposible. Lo que sí es verdad es que la actuación de Jake me gustó. Tan joven y con tantas ganas de actuar. Y desde entonces, varias películas más: Prince of Persia, Brothers…

Ahora llega con esta película, que puede parecer un “remake” Deja vú o cualquiera en las que Nicolas Cage tenga que volver al pasado o el futuro, pero que pinta muy bien. Desde twitter, diversos críticos ya han expresado su opinión y algunos dicen que es como ver una película de los 80, otros que es un homenaje a Hitchcok, que es entretenida aunque con un final rebuscado y mis fuentes me comentan que es cine comercial del bueno.

Expectativas altas. Ganas de ir al cine y disfrutar. Todo preparado para el viernes.

lunes, 11 de abril de 2011

TRES MINUTOS POR ITALIA

La música está unida muy estrechamente a la vida. Cada canción te recuerda algo, aunque no la hayas escuchado nunca, esa melodía te lleva a algún sitio que has visto, a alguna parte de tus recuerdos o te inspira algo que has vivido.

A lo largo de la vida vamos formando esa banda sonora propia, que nos ayuda a sobrellevar el día a día, a desfogarnos, calmarnos o simplemente tumbarnos, cerrar los ojos y no pensar, solo escuchar.

Llevo todo el fin de semana escuchando música, descubriendo grupos nuevos y muy buenos. Iré poniéndolos poco a poco, pero hoy me quedo con una, Nina Zilli. Italiana. Compuso la canción principal de una película bien hecha, Tengo algo que deciros. Si os gusta la canción, la película también…



martes, 5 de abril de 2011

EN ALGÚN LUGAR DE ESTA VIDA


Ella sola, perdida, pero feliz. Sabiéndose invencible, en algún lugar en el que nunca pensó estar. No eligió su vida, pero le gusta. Los demás miran, pero le da igual. Sabe quién es y quién quiere ser. Si no lo consigue, no será porque no lo intente.

Su vida es la que es y si no fuera así, no sería ella

YO NO ENTIENDO DE POLÍTICA

Como becaria y persona tengo muchas inquietudes. Políticamente hablando menos, pero es un problema de escepticismo. Sí. Lo admito. Sé muy poco de política, pero porque no me creo lo que veo por la tele. Yo lo único que sé es la situación en la que estoy, y como yo, muchos de mis compañeros y no creo que sea sólo problema de este Gobierno, sino de toda la política en general.

Pero al margen de esto, pero guardando relación, hoy he visto una fotografía que me ha chocado bastante:

Vía elmundo.es / Foto: Antonio Heredia

Yo ya sabía que Toni Cantó milita al lado de Rosa Díez, hace unas semanas se conoció la noticia. Pero es que hoy me he enterado de que otro actor, Willy Toledo (El otro lado de la cama), cierra la lista de otro partido político. Concretamente de IU-CA a la Alcaldía de El Coronil (Sevilla). Sé que tienen toda la libertad del mundo para hacerlo, pero no lo comprendo. ¡No es su terreno! Ellos actúan sobre un escenario y, aunque algunos políticos también lo hagan, no es el medio donde Cantó y Toledo deban estar.

Por otro lado, hoy se publicaba en El Mundo, una entrevista a Soraya Sáenz de Santamaría, Portavoz del Partido Popular. La impresión que me ha quedado después de leerla es la de siempre: “el PSOE es muy malo muy malo y nosotros venimos a sacar a la población de la crisis y a crear empleo.” Al menos dos veces repite la misma frase: “el PSOE es sinónimo de crisis”, pero no dice nada de cómo quieren salir ellos. Y la entrevista no se puede decir que sea para poner en un compromiso a Soraya. ¿Por qué será que no me creo nada? ¿Será porque si fuera tan fácil salir de la cris ya se hubiera hecho? ¿Será por qué las dos Españas llevan demasiado tiempo enfrentadas y es imposible confiar en una? O ¿Será por qué nos conformamos con que las cosas son así y ya está?

Yo no entiendo de política, sólo sé lo que veo, oigo y leo…

P.D: Si alguna vez habéis bajado al portal de vuestra casa y no estaba el pomo, aquí está la respuesta: Detenido el terror de las porterías

miércoles, 30 de marzo de 2011

PENÉLOPE, ¿DÓNDE HAY QUE INSCRIBIRSE…?

Pequeño aporte: ¡a Penélope Cruz le van a dar una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood! ¿Alguien me puede decir dónde tengo que inscribirme para que me den una a mí? Total, puestos a dar estrellas…

Según las noticias que he leído es la primera española a la que se la dan, después de ser la primera actriz española en recibir un Oscar. Va a estar junto a Julio Iglesias, Plácido Domingo y Antonio Banderas. ¡Hola!, ¿y Bardem? Personalmente, creo que él es mejor actor que ella. Y aunque no se lo den por ser actriz, creo que Javier Bardem se ha esforzado más. A ver, todo esto lo hablo desde el conocimiento de espectadora. Yo lo único que sé y pienso son dos cosas:

1.- Que es una estratagema para la promoción de la próxima película de Penélope, “Piratas del Caribe 4”. De hecho, el maestro de ceremonias va a ser el director de dicha película: Rob Marshall.

2.- Siempre he tenido la sensación de que Penélope Cruz trabaja de una forma u otra dependiendo del director. Si se pone a las órdenes de Pedro Almodóvar, Woody Allen, Fernando Trueba… se esfuerza mucho, y hace un buen papel. De hecho, en “Volver” está espléndida, pero quien recuerda el papel que hizo en “Juego de mujeres”, de John Duigan o en “Vanilla Sky”. Películas menores que no importan…

En fin, enhorabuena por la estrella, algún día la veré cuando vaya a Hollywood, pero nadie me quita que es una forma de promocionar la película (cosa que creo que no necesita).

martes, 29 de marzo de 2011

SITUACIONES QUE TE HACEN CRECER

En la revista histórica en la que trabajo se vaticina una restructuración de personal. En una primera reunión dijeron que la revista hacía perder dinero al grupo al que pertenece. De hecho, es la única que tiene problemas. Hablaron de que podría haber despidos, cuando todos los trabajadores sabían que los habría. Después, contabilizaron esos despidos en nueve personas entre fotógrafos, maquetadores, redactores, editores…

Actualmente la cosa está en “despidos voluntarios”, (casi forzados, creo yo). Al principio, varios compañeros me dijeron que la cosa se pondría muy tensa. Es entendible porque a nadie le gusta que le despidan, pero nunca pensé que agobiaría tanto: de repente se empezaron a formar pequeños corrillos de gente cuchicheando, conversaciones diarias, a mi lado, sobre quiénes serían los nominados a abandonar la redacción, gente echando cuentas sobre las pérdidas…en fin, situaciones bastantes estresantes. También empiezas a ver como hay gente que se pone las pilas a la hora de trabajar, como a ciertas personas les dan más temas…Soy muy joven e inexperta, pero creo que quienes despiden y dicen que lo van a hacer, tienen bien claro, desde el principio, quién sobra y quién no.

Les pidieron que tenían que hacer un esfuerzo y algún redactor dijo: “yo no lo sé hacer mejor”. Llevo poco tiempo, pero os podría decir quien trabaja poco, quien trabaja y quién lo hace bastante. Y estos últimos se dejan su tiempo porque esta revista esté todas las semanas con la mejor información para el público porque aman su trabajo, el periodismo, y lo hacen lo mejor que pueden.

Como becaria, vivir esto es una experiencia. Estoy viendo cómo reacciona el ser humana ante ciertas circunstancias, cómo se vive una crisis dentro de un gran grupo empresarial y lo qué valoras lo que no tienes y lo que sí tienes. Si no fuera por los corrillos de gente y el estrés, yo estaría tranquila, porque siendo becaria, sé que si me toca, poco va a ser.

Son tiempos difíciles para ciertos medios de comunicación, pero el empeño de ciertas personas dentro de esta redacción, el amor que sienten hacia su profesión y las ganas que ponen al trabajar te demuestra que hay cosas que todavía merecen la pena.